I ♥ Thailand

CasalaFlora00

Porque me enamoré de este pais y porque soñar con sitios maravillosos es gratis, no he podido evitar llevaros de viajecito a este precioso rincón.
Aunque ya hace demasiados años que visité el antiguo reino de Siam, cada vez que recuerdo aquel viaje sonrío.

Os recomiendo que os escapéis hasta este impactante pais y una vez allí lo recorráis a fondo durante unos días, para así empaparos de su cultura y tradiciones. Para finalizar la aventura, nada mejor que un merecido descanso en un resort de playa como Casa de La Flora. Ocupar una de sus villas de primera línea debe ser como estar dentro del mismo océano. Preciosas vistas al mar de Andaman, aguas cristalinas y lujo asiático cuidado al detalle.

Aquí os dejo otro pedacito de mundo que algún día me encantaría conocer. El que vaya primero que lo cuente por favor…

Lo he descubierto en HA

Guardar

Guardar

Wythe Hotel, New York en tu habitación

wythehotel01

Esto de viajar sin moverme de la silla a veces no está nada mal. Hoy he estado visitando el Wythe Hotel y me han convencido, tengo que acercarme por allí pronto. Ojalá pudiese hacer hoy mismo mi maleta e irme a pasar unos días, así podría disfrutar su ecléctico edificio y visitar la City de mis sueños…

En un barrio industrial de Brooklyn, había una vez una fábrica de toneles… Estamos en Williamsburg, una zona muy de moda y muy hipster de NY. Hace dos años la antigua fábrica fué transformada en un acogedor hotel, conservando la esencia del edificio original.

Estamos al este de la City, al otro lado del rio, en un ambiente más relajado, desde donde se puede contemplar el gigantesco skyline de Manhattan.

Las elecciones de los responsables de esta reforma me encantan. Han conservado plenamente el aspecto industrial del edificio, paredes de ladrillo rojo visto, columnas de fundición, suelos de cemento pulido, grandes ventanales industriales…

Y complementado el aspecto industrial, unos toques vintage. El enorme neón de su fachada, el pavimento de mosaico de su restaurante, las paredes de papel pintado, los techos de madera, las mesitas turquesa, las radios años 50 y un mini bar que parece sacado del lejano oeste.

Tienen diferentes tipos de habitaciones, dependiendo del tamaño, la ubicación y las vistas. Yo me quedo con el South 7th Loft, no se si podría pegar ojo con esas vistas…

A menos de diez minutos tenemos metro y ferry para teletransportarnos hasta la gran manzana. Y a nuestro regreso una puesta de sol desde la azotea para despedirnos del día y contemplar como se enciende la ciudad.

Os dejo con unas imágenes para terminar de convenceros…  hasta los lego stormtroopers han visitado el hotel.

 Wythe Hotel

La esencia de los años

Aunque es Agosto y todos tenemos que sacar un tiempecito para descansar, acabo de descubrir un rincón en Lisboa que merece este post.

Baixa House es un edificio del siglo XVIII que aloja unos apartamentos exquisitos para pasar unos días en la ciudad.

Cada espacio ha sido reformado con sumo respeto hacia los elementos originales de la construcción.

Los edificios antiguos como este tienen un encanto especial que es difícil conseguir en las construcciones nuevas.
Algunos de estos encantos son: los techos altos, las ventanas con portones, los suelos de tarima envejecida por los años, las buhardillas con vigas de madera, los anchos muros, los balcones enrejados, las altas puertas con tragaluces superiores, los azulejos artesanos….  ya paro…

A todas estas cualidades de antaño le han añadido los colores de los papeles pintados, la elegancia de los altos rodapiés blancos y la pureza del color neutro en paredes y carpinterías.

Y como colofón a esta delicada reforma objetos y piezas de mobiliario de la abuela mezcladas exitosamente con mobiliario IKEA.

No sé vosotros, pero yo me apunto esta dirección para mi próxima visita a Lisboa.

Quién sabe, a lo mejor aún nos da tiempo a ir este veranito …